Escritura creativa: Venus y el amor soñado.

Consigna: Crear un cuento a partir de un recuerdo propio. 

Venus y el amor soñado.

Venus-en-PiscisTenía 17 o 18 años cuando me vi sentada frente a una atrayente estatuilla de la Diosa Venus. Yo, una chica que recién comenzaba a entender y a observar al mundo como quien se asomase a espiar a un pajarillo; era tan dulce y sin rastro de las cicatrices que ahora me caracterizan. Una romántica empedernida que soñaba con ser feliz junto a otra alma sensible que quiera sobrevolar la naturaleza.

Siempre creí en las energías más que en las deidades del otro mundo. Son parte de esas enseñanzas que se aferran a tu corazón puesto a que son los dogmas de tu familia. En fin, entre los integrantes de mi hogar, tenía una tía que adoraba las noches de luna llena. Ella había sido aprendiz de unos viejos Taitas, de donde habría asimilado el arte de evocar a los espíritus para pedirles favores a cambio de ofrendas florales. Por ello, mi familiar estaba muy emocionada por iniciar un ritual que consistía en una ronda de delicados cantos que se extendían hasta el alba. Yo fui una de las pocas invitadas. Claramente, porque ella no quería aventurarse sola.

Transcurrieron unas horas, el sonar de los instrumentos llenaba la nocturna. En el ritual estaba yo, mi mamá y mi tía, las tres frente a una especie de altar que sobre una alfombra muy decorada, cargaba con los bustos del poderoso Zeus con su rayo en alto. De Hera, con su realeza y severidad. Y de otros imponentes como Apolo, Ares, Hades y la emblemática Diosa Atenea, la guerrera rebosante de sabiduría. Todo el panteón figurado. Más, como cosa del destino o las redes del corazón, yo tuve que fijarme en medio de esos cuerpos estáticos, en una estatuilla que parecía moverse casi rimbombante de vida: la imagen de la Venus. Un busto fascinante. Desnuda, sin avergonzarse de nada. Quieta, aunque en medio de la labor de peinar sus cabellos.

La miré fijamente, tanto, que tras el tamborcillo y los coros, me perdí entre sus ojos inanimados. Unos, que al vaivén de lo que iba la magia o quizás, sobretodo de mi imaginación, comenzaron a entrecerrarse con seducción. Sus manos se movían y sus rizados cabellos parecían deslizarse por los aires. Ella bailaba y yo hundida en la concentración y el ensueño, me dejé llevar de Morfeo y me sostuve en la vigilia. Allí, entre la realidad y lo que la gente llama falsedad, me vi peinando mi cabello mientras una canción me iba descifrando los caprichos del romance. Una querella inolvidable que prometía enseñarme a la persona que estaría supuestamente, a mi lado. Es decir, una visión de lo que los inocentes llaman el alma gemela.

Yo peinaba mi cabello, todo a medida que el fantasma recreado de Venus me mostraría a esa persona idónea -esa, repito, que uno espera con ansias a los 18 o 17 años-, prosigo, la imagen de aquel se tejía a mis ojos y sus ojos se descubrían a mi mente. Mi corazón se aceleraba. Su mirada era impactante… No por ser mejor que otras, sino porque era singular, una mezcla entre lo alborozo y la serenidad. Era indescriptible y esto, créanme, me llenó de miedo. Con solo hallar sus ojos no quise saber más. Así, tomé consciencia entre la fantasía y me alejé del cantico que me adormitaba. Venus se desaparecía resentida de mi mente y yo volvía a despertar. Entonces, la imagen de aquellos ojos prometidos se borraron de mi cabeza, pero no de mi corazón; aquel que muy grosero y palpitante, me otorgó fuertes sacudones a todo el cuerpo. Y es que claro !Quién no quisiese saber quién es el amor de su vida!?. Pues muchos sí, y otros rebeldes y tontos, serían como yo.

El ritual terminó y yo fui a mi casa a dormir. Más, esta vez como en otras, ya no soñé con Venus ni con ningún Dios del panteón. Dormí día tras día y poco a poco me olvidaba más de este recuerdo. No sé si el chico elegido ya habrá pasado de largo en mi vida. No sé si quise verlo o ignorando… Tengo ahora otras prioridades. No sé si el volverá. No sé si nos odiaremos al principio o será como una flecha de cupido. No obstante, lo que sé es que cambió mi mundo de vanidad y me hizo saber que la verdadera belleza está en los ojos, ellos sí ocultan la esencia de las almas. Pero bueno… Sí, el ritual terminó y he conocido alrededor de mi vida a algunas personas que aunque no hayan sido definitivamente mis “almas gemelas” han constituido ser unas valiosas lecciones. Pero sabes, te cuento, Aquí entre nosotros… que aunque el miedo abrumó mi pecho, yo, alejando el orgullo y mi frialdad, sigo y seguiré esperando el ansioso reencuentro con esta enigmática mirada que en una noche de luna llena y dentro de un onírico sueño, la Diosa Venus me quiso entregar.

Fin.

#Gagui  #LitedrawArt

Un diálogo entre la Muerte y un Héroe. -Escritura Creativa-

Escritura Creativa.
Lectura y escritura del Relato.
Gabriela Castro (Gagui Castro)
Diálogo entre la Muerte y un Héroe.
 creepy-skulls-paintings-death-dark-moon-artwork-madness-851x315-36477
—Muerte: ¿Por qué osas desafiar a la naturaleza?. —Del oscuro umbral sale ante un hombre, una estampa esquelética con una hoz enganchada de almas penitentes. —Eres un suicida. No gusto de cobardes, quédate vagando como un muerto viviente en el mundo.
—Héroe: Soy un suicida, pero !retráctate!… no te llevarás a nadie más que a mi. Mira, !oh! monstruo, mi valentía y no mi osadía.
—Muerte: ¿!Valentía!?. Los suicidas no están anotados en mi libro. Por eso, no te lleva-
—Héroe: !Tendrás que hacerlo!.  —El hombre alza su voz mientras sujeta la mano de otro humano. Un niño, cuya alma estaba atada a la de él.—!Contempla a este chiquito! ¿Te lo llevarás?… tanto le falta por vivir y lo sabes. No soy nada para él, pero su injusta muerte, en medio de esta sangrienta guerra, me ha hecho matarme en su nombre.
La parca observa al niño descolorido y frío. Éste tenía el mismo aspecto fantasmal del hombre.
—Muerte: No hay trato.
—Héroe: Debes llevarte a un alma… mejor sería que te lleves la mía, porque de caso contrario, ninguna podrás arrebatar del limbo.
Un silencio inunda la sala. La muerte clava sus cuencas en ambos humanos.
—Muerte: Eres un ser misterioso…. uno que raramente se sacrifica por los demás. Eres una cosa  sin nombre y clasificación. Un tipo lejano a ser un suicida. Ven, ven conmigo, hombre extraño, desde ahora en adelante serás llamado “héroe”.
Las puertas del vacío se abrieron con potencia. Una mártir alma llegó a la oscuridad y otra se liberó. El niño  levantó a la vida, pero como un ente perdido entre los humanos, medio dormido y medio despierto, continuó caminando por el mundo desarmado.
FIN.

El mito del vocablo “DIOS”

By @Gagui.

Fue hace mucho tiempo atrás, cuando los continentes eran uno solo y cuando nadie sospechaba que el “Big-Bang” construiría nuestra actual historia; que existió una sociedad de humanos  extremadamente altos y de frentes amplias. Ellos, quienes sin distinciones —hombres, mujeres, niños y viejos— se hacían llamar los “vivos”. Aquellos que vivían en fantásticas edificaciones que poca comparación tendrían con Babilonia, Egipto o la Isla de pascuas.

Éstos vivos —cuenta la historia— celebrando la novena fiesta del fuego, en medio del éxtasis y la rítmica danza, se sumergieron en una transición de ocho días de reflexión, a consecuencia de la curiosa declaración de un niño huérfano. El infante de padres muertos por desastres naturales, confesó ansiosamente a la luz de las llamas, que había soñado que su papá le repetía una palabra una y otra vez, tal vocablo jamás lo había oído… “Dios”.

“Dios”… Nunca ningún “vivo” había escuchado tal término lejano a su idioma y su escritura. Nadie sabía qué significaba…. que ataduras, libertinajes, dichas o dolores producirían la existencia de ésta. Sin embargo, no siendo obviada la interrogante del niño, los “vivos” adultos levantaron su canto y —como ya era costumbre— esperaban a que las llamas del sabio señor del fuego, contestasen su pregunta.

Ocho noches pasaron…. los “vivos” veían con intriga las letras que el niño había escrito en la tierra: “D-I-O-S”. Sí, no había nada igual en sus mentes. Pero, ellos no desistieron. A la luz del astro rey, identificaban las letras con todo su entorno. En la noche, ante el reflejo de la muerta luna, danzaban como siluetas incorpóreas e ilimitadas. Veían el fuego y despertaban poco a poco sus ocultos sentidos. Así, la palabra Dios parecía recobrar un tipo de consciencia mágica; pues, de cierto modo, los “vivos” aseguraban que la naturaleza por completa, los imitaba y canturreaba con ellos. Todo, a medida que sus invisibles manos, jalaban las letras escritas y las figuraban con siluetas que los “vivos” podían entender.

Así, de la “D” se mostró una mujer embarazada que gestaba al ecosistema con sus mil criaturas. De la “I“, brotó un ser de cuerpo musculoso que levantaba al mundo con sus manos. De la “O” apareció una serpiente (el origen) cual mordía su propia cola al tiempo que moría y volvía a revivir. Más, de la “S” el gran fuego al que adoraban, se levantó potente por entre las nubes y vibró con un cálido susurro amoroso en cada uno de los corazones…. desde el corazón de una avecilla que dormía en su nido, hasta el corazón intocable del magnánimo planeta que sin descansar un segundo, continuaba con su creación.

No obstante, llegando el día siguiente, los “vivos” detuvieron su ritual con un sueño voraz. Uno, del cual se cuenta que no muchos despertaron. Otros, de los que se narra, olvidaron de la experiencia fantasiosa y decidieron pensar que no fuese más que un sueño… sin embargo, una minoría —a la que hace memoria el mito— jurándose jamás ignorar el hecho, se bifurcaron en creer dos teorías: 1) Que Dios solo fue el nombre del propio espíritu de las infinitas generaciones y 2) Que siendo tan incomprensible el término… se convirtiera en un apodo fantástico con el que se clasificarían a aquellas personas cuyas mentes, cuerpos y almas, no fuese pertenecientes a este mundo tan dual y cuadrado.

En fin, es notorio que los “vivos” pudieron ser olvidados por los actuales humanos… empero, la palabra “Dios” —ésa que ellos dejaron pintadas en cuevas a manera de dibujos animalescos e inhumanos y mismos, que hasta hoy ponen a nuestros antropólogos y científicos a pensar más de la cuenta— quedaría plasmado y se transformaría a base de cientos de lenguas y fábulas que quizás… y muchas veces, serían tan diferentes a lo que ellos en ese entonces, podían creer.

Los-enigmáticos-dioses-del-Tassili-500x344

End.

Lectura: De la telepatía y otras imitaciones de Abdón Ubidia

Un hermoso cuento que deben leer. Abdón Ubilla- De la telepatía y otras imitaciones. Una lectura compartida por la Prof. Solange Rodríguez. 🙂

Lectura y escritura del relato: Literatura 110

En sesiones pasadas hemos conversado de cómo la literatura es identificada naturalmente con los ejercicios de ficción y de cómo los teóricos que intentan a aprehenderla, se esfuerzan por encontrar en ella una forma de discurso que la diferencie de otros lenguajes “prácticos y reales”. Esquiva, sabemos que la  literatura no es solo ficción,  pero se alimenta de ella tanto como puede alimentarse del más cierto de los hechos.

A continuación un cuento cuyo origen sale de la vida real del escritor, tal como él lo confesó alguna vez, pero con el poder de ordenar el mundo a la voluntad quien lo convoca, que tiene el arte,  su final permite redimirse con el que verdaderamente aconteció. Los contadores de historias las emplean como recurso para ordenar el mundo, muchas veces, el mundo propio, y así saldar deudas.

De la telepatía y otras imitaciones

Entonces yo tenía una novia de infancia…

Ver la entrada original 1.613 palabras más

No hay palabras.

By: Gagui // #LitedrawArt

46eebec49d1a0e4b8891492468ee566a

Qué amoroso deleite puedo jurarte que no esté encerrado dentro del vacío de mi mirada. Mis chispeantes ojos son como dos huecos negros que sedientos, te incitan a enredarse en la suavidad engañosa de unas sábanas blancas. Sí, tú y yo somos como el negro y el Blanco… Negro, tal como un túnel sin salida; blanco… tal como el baño encantador y placentero de la luna caprichosa. Ésa misma luna que te observa y envidiándome por estar a tu lado, irradia fuertes destellos que sin embargo, junto a sus estrellas, recrean la maravilla de tu risa.

Es tu piel como un blanquinoso lienzo donde las texturas de los dorados oleos se despliegan bajo la perfección de tu silueta. Son tus manos un paso secreto al arcaico paraíso e incluso, a las zonas más bajas del infierno… allí donde moran mis más privados pensamientos, mis aberraciones de idolatrarte como mi propia vida. ¡Oh! Querido mío, entiéndeme… no habría un amoroso deleite que mis ojos no puedan darte; pues las palabras, aunque vastas son para los calificativos burdos y sublimes, no son nada, son insulsas, triviales, son tan vanas al intentar describirte.

END.


Hola a todos! Bueno, hoy estuve viendo un vídeo de Jose de la Serna, se llama “Vete” y pues, mientras lo escuchaba… iba creciendo en mí ése sentimiento de estar frente a aquella persona que uno admira tanto, estar de frente y querer decir tanto, cuando de hecho no dices nada. Sé que el tema no es cómo que tan compenetrado con lo que escribí arriba, pero me lo imaginé como un antes, cómo cuando todo empieza.

Espero os guste. n.n Pasen bien! Bienvenidos, Gagui.

Gagui: Autorretrato Literario.

“Érase una vez”, como en aquel virgen vaticinio que un acongojado espera, como una íntima revelación, una entelequia de la Pachamama; que nació “Gabriela” —llámese igual que la otra— sobre las fibras de un cuerpo desértico, poseedor de una mente fraccionada, carne consumida y engañosa. Un mundo sin patria ni señalizaciones, un insuficiente microcosmos donde ella, ésta refulgente estrella, decidió habitar. Ella, aura alada que me contempla desde la infancia, no es parte de este mundo tridimensional, de esta prisión de hierro. Pues; ella, parecida a un silvestre náhuatl, sobrepasa saltarina sobre los espíritus y espectros para arrebatarles sus encantos, embriagueces benditas que cubren con la sed de esta carne.

18109498_1541550825869518_466796029_n

Mi Selfie. 🙂

La vida en este cuerpo no era nada y sería aún nada sin ella, aun cuando el concepto de vida ya llevaba tiempo superponiéndose vanamente. Los ojos, solo se pudieron abrir junto a su advenimiento. Ella es la razón egoísta que hilase un destino a este cuerpo, a esta mole sostenida por huesos, que a pesar de tener fuerte voz y seguros puños, vagaba ermitaña entre los callejones.

Ella, eco de la flauta de Krishna, la que se deleita en la creatividad, el arte, la mística, los mitos y la observación. Ésa que rompe las vestiduras de lo real y lo ficticio, dos términos inexistentes frente al alma que es capaz de toda hazaña, que es tangible en hechos e indomable e incorpórea en cuanto a sus milagros.

Ella… no hay duda que las letras son su fascinación. Ha expresado más de una vez que el cielo o el llamado Ain están llenos de ellas. Pues; ilustra a viva voz que el escondido demiurgo de la providencia, es cual una avecilla que volando, va tomando de cada letra reuniéndolas a similitud de un nido que constituye la identidad. El ser de Gabriela. Sí, ella es mi cielo… ella, quien en medio del horroroso fin del mundo, se desmoronó de las entrañas del desdén para causalmente acogerme de la oscuridad, para volver a ser una.

——————————————————————–END.


Hey! Hola a todos!!! bueno… les comparto mi #Tarea de la clase de #Relato. Espero os guste mucho!… la verdad es que les invito a hacer este ejercicio de #escritura, es muy alentador y les llevará a tener una reflexión sobre lo que es uno. A mi me encantó mucho, fue cómo estar bajo una lluvia de estrellas, es decir, de iluminación interna sobre cómo me considero y sobre qué me oculto a mi misma. Y aunque mi escrito no es el mejor (muy efímero, según yo) bueno… poco a poco se va mejorando. 😀

Bye-Bye, nos vemos!

Gagui// #LitedrawArt

5 Tips para aumentar la Imaginación!

—La necesidad de la imaginación—

La imaginación está en todo, los animales, por ejemplo mmm… ¡los perros! A pesar de sus largas siestas, siempre están atentos a iniciar algún juego sin previo aviso; a ladrar animadamente o simplemente corretear, persiguiéndose la cola. Estos detallados fenómenos nos anuncian la vida en movimiento, la exigencia de reír, de interactuar con uno mismo y con el medio que nos rodea. Y esto, se relaciona a la necesidad de imaginar.

dos-caminos-imaginacion-L-G5Ju_Q

Quizás, el término “imaginar” lo hemos asociado al hecho de darle rienda suelta a nuestras divagaciones mentales, pero quizás sea más que eso…. Quizás… sea un lazo primordial que jamás debería romperse… ¿Un lazo a qué o a dónde?

Se dice que la imaginación es una facultad natural de nuestra sensibilidad interna, misma que conserva y reproduce a las sensaciones externas recibidas a través de la percepción —incluso en ausencia de éstas,— una gradualidad de esenciales funciones cognoscitivas. …Se considera a la imaginación como una facultad intermedia, puesto que está a “medio camino” entre la sensibilidad y la inteligencia. Que la intensidad de imaginación es la que nos permite tener una corriente manera de expresarnos gráfica o habladamente, sí, de transmitir o plasmar esas imágenes que cruzan por nuestra cabeza a través de otro punto importante que es la inspiración.

Y es que la inspiración y la imaginación están tan unidas… inspiración viene de inspirarse, de llevar oxígeno al cerebro para que esta tenga la lucidez de proyectar o pensar rápidamente. Entonces, podemos notar que inspirarnos llega a ser una necesidad de salud y vida, y aunque para muchos no sea importante, para los amantes de arte, es una regla inquebrantable.

¿INSPIRARSE?— mucha gente dice que la inspiración es el sentimiento de paz que adviene cuando escuchas tu música preferida, cuando te embelesas en un paisaje hermoso, en una pintura, en un libro… o simplemente cuando en tu soledad estás tomando un taza de café. Claramente, eso cuenta como la inspiración… pero…. ¿Eso nos ayuda a imaginar? —¿De dónde viene la imaginación?— ¡Vaya a saber uno! Muchísimas teorías hay sobre ello, unas hablan incluso de la aparición de una mente cósmica o en somera descripción, al proceso cognoscitivo que se inicia en el momento en que nuestras facultades orgánicas (el ojo, el oído, el olfato, etc.) entran en actividad al recibir y ser impresionados por cualquier estímulo o especie sensible, procedente del mundo físico.

imaginacion_francisco_torreblanca1Imaginar… y la necesidad de ello, para de alguna manera estar inspirados y viceversa… imaginar e inspirarnos… para vivir más, para ser felices… para ser creativos. De una forma o de otra, con mayor o menor intensidad, todos los seres humanos tenemos la facultad de imaginar. La capacidad de imaginar es algo personal e intransferible en cada individuo. Así que resumiendo en que la IMAGINACIÓN y la INSPIRACIÓN son hermanas de un mismo vientre y que incluso nos ayuda a ser más felices, a subir la dopamina… desde todas las clases de fuentes que he encontrado y me han servido, te damos unos #TIPS de como #imaginar más ampliamente…

1.- Ya lo dije antes, LA RESPIRACIÓN es muy importante… debemos oxigenar el cerebro y tomar esto como un modo de vida… busca ejercicios de yoga, pranayamas, o chequea las rutinas de los cantantes xD.

2.- REFLEXIONES, —¿Vais a escribir sobre naves galácticas?— bueno, estudia sobre ello, lee libros que relaten sobre este tema y una vez que estés lleno de ello, acuéstate, cierra tus ojos y preguntante a ti mismo, una conclusión. Los viejos sabios decretaban que las respuestas estaban en nuestro interior, prestémosle atención. La reflexión es buena, puedes ampliar tu obra como un gran plano sobre tu mente y ver los errores, los faltantes o los puntos a los que les puedes sacar más provecho.

3.- LEE LIBROS!, bueno ya lo dije arriba… PERO ES NECESARIO! A veces la cabeza de uno se bloquea y si tienes un escritor de tu preferencia, abre una de sus obras y léelas. Será como si este ídolo, te de fuerzas para seguir. Yo, por mi lado… lo hago y me siento renovada.

4.- MUSICA RELAJANTE… ¡Me gusta el rock! ¡el pop! Y todo eso…. Bueno yo sé que han llegado a un momento de querer callar a todo el mundo… esperen, ok…. Solo me pasa a mí. Pero bueno, la música instrumental, new-Age o la clásica… es perfecta para acrecentar grandes ideas. Y si no me crees investiga la gran inteligencia y creatividad de sus compositores.

5.- SAL A PASEAR Y SOCIALIZATE, es importante que veas los colores del cielo, que sientas la brisa o el olor de los árboles… El hombre es la naturaleza y la naturaleza es la mayor fuente de imaginación y creatividad jamás antes vistas… ¡mira todos sus creaciones! Eso activa tantas glándulas en tu cuerpo, además de la capacidad de asombro que es esencial para ampliar tantas definiciones. Socializarte, bueno… puedes hacer con tus amigos una especie de taller en donde ellos le vean la 5ta pata al gato en cuanto a tus ideas… es odioso, pero es excelente para que nada quede suelto. Muy aparte que despejar la mente, te ayudará el doble.

Pasos muy sencillos para seguir, pero que muchos no valoran y que soy oro, oro en polvo o diamante en bruto, listo para una gran obra de arte.

Hey!! Si tú conoces otros pasos saludables para aumentar la Imaginación… CUÉNTANOSLO!

Somos LiteDrawArt! Visitanos! www.Facebook.com/Lytanoh.arts